¿Qué es la nube híbrida?

Hoy en día, son más las empresas que apuestan por el cloud computing (el hardware y software es proporcionado como un servicio de otra empresa a través de Internet), como una herramienta de almacenamiento masiva para gestión de procesos.

La nube híbrida, es una estrategia de cloud computing que está caracterizada por la combinación de varios entornos de la nube pública y privada. Para que una nube sea verdaderamente híbrida, los diferentes entornos de nube deben estar estrechamente interconectados entre sí, funcionando, en esencia, como una infraestructura combinada.

Los datos y los procesos que se van a migrar a la nube privada y a la nube pública son organizados por un software de administración y orquestación al que los usuarios pueden acceder desde cualquier dispositivo con conexión a Internet.

Ventajas de la nube híbrida

La nube híbrida ofrece lo mejor de la nube pública y la privada en un solo entorno. Este modelo de cloud computing conectado entre sí permite a las empresas diseñar una arquitectura de recursos TI a la medida de sus necesidades.

  • Ofrece a la empresa mayor control de las cargas de trabajo críticas en el entorno privado.
  • Es mucho más flexible por su naturaleza escalable y por los recursos que ofrece el entorno público.
  • Este modelo de cloud computing ayuda a ahorrar costos, ya que solo se paga por los recursos utilizados.
  • Es muy fácil de administrar y gestionar. La migración entre ambas nubes es muy sencilla de ejecutar y se puede hacer en cualquier momento.
  • Libera las previsiones económicas y operativas de renovación tecnológica
  • Para los segmentos bajo regulaciones estrictas permite segregar servicios

¿Cuándo y por qué se elige la nube híbrida?

Aumento de la velocidad de los datos. Las nubes híbridas pueden ser configuradas para mantener los datos esenciales en servidores privados en lugar de en públicos, mejorando en gran medida los tiempos de carga y velocidades de transferencia de datos.

Seguridad mejorada. Los datos confidenciales pueden protegerse en servidores privados con muchas capas de encriptación que pueden ser solamente accedidas de forma interna, mientras que los datos y aplicaciones no sensibles pueden ser accedidos a través de servidores públicos.

Disminución del gasto. La utilización de la nube pública para aplicaciones que no requieren seguridad mejora los gastos ya que es más económica a largo plazo.

La nube hibrida cambia el modelo de capex por el de opex en IT, da flexibilidad y libera de la necesidad de mantener infraestructura y espacio que no son el foco de su negocio.